1 de mayo de 2021

Mes de Mayo, mes de María


Todos los días de mayo acompañamos a María…

Enlaza con la melodía desde el calendario...

Vamos a componer una melodía

Como cada año, honramos a nuestra Madre del cielo en este «Mes de Mayo». Esta vez vamos a componer una melodía diaria, en el pentagrama de Dios, tomando como referentes canciones conocidas por todos y en las que se resaltan todas las virtudes de María que nos servirán de modelo para hacer nuestro camino diario.

Habrá, cada día, un acorde inicial que ambiente e introduzca la canción referente con la que vamos a rezar y un acorde final que recoja cualquier oración, tradicional o no, que debemos revitalizar en este mes.

Las notas musicales no pueden faltar en una melodía. Por ello las nuestras serán propósitos, alabanzas, peticiones, jaculatorias, piropos... dirigidos todos a nuestra Madre María.

Que en el pentagrama de Dios todos, como María, podamos decir al Señor:
«¡Aquí estoy!, hágase, fiat,... te doy mis manos y mi corazón… entrégalos al mundo y haz con ellos la melodía más hermosa, aquella que alivie los corazones buenos que confían en Ti. Amén».

Con el acorde final y rezando una oración a nuestra Madre María, iniciamos el camino diario.





Up! ¡aquí estoy! · Mayo 2021 · «¡Aquí estoy!»


¿Recuerdas las tres claves para descubrir tu lugar en el mundo? La Virgen María las siguió para responder al sueño de Dios sobre Ella: quiso querer ser la Madre de Jesús. Entendió la importancia de ponerse al servicio de Dios y de los demás e hizo de la oración pieza fundamental de su vida. Estas tres claves –«querer querer», «el que sirve, sirve» y «ahora ora»– la prepararon para responder al Señor «¡aquí estoy!». 
Así es la mujer que más influenció en la historia. María ¡dijo sí! Es una influencer, la influencer de Dios...


¿Quieres ser «influencer» al estilo de María?

No te pierdas el siguiente vídeo...





  • ¿Qué es lo que más te impresiona de la respuesta de María?
  • ¿Cuál piensas que fue el momento más importante de su vida? ¿Por qué?
  • ¿Crees que le resultó fácil decir ‘¡aquí estoy!’ al sueño de Dios?
  • Señala tres cosas por las que María es la influencer de Dios.


44. «Siempre llama la atención la fuerza del “sí” de María, la fuerza de ese “hágase” que le dijo al ángel [...] María era decidida, supo de qué se trataba y dijo “sí”, sin vueltas. Fue el “sí” de quien quiere comprometerse y el que quiere arriesgar, de quien quiere apostarlo todo, sin más seguridad que la certeza de saber que era portadora de una promesa. Y yo pregunto: ¿Se sienten portadores de una promesa? ¿Qué promesa tengo en el corazón para llevar adelante? María tendría, sin dudas, una misión difícil, pero las dificultades no eran una razón para decir “no”. Seguro que tendría complicaciones [...] ¡María se la jugó y por eso es fuerte, por eso es la influencer de Dios! El “sí” y las ganas de servir fueron más fuertes que las dudas y las dificultades».



A ti nos dirigimos, Madre de Jesús y nuestra, a ti que con tu ‘aquí estoy’ has cambiado la historia del mundo. Escucha nuestra oración para que sigamos a Cristo por el camino que Él nos señale. 
Virgen María, Madre de la Iglesia, enseña a decir a todos los llamados por el Señor, un «sí» con alegría, como el que tú dijiste. Amén.

 





Y tú, ¿quieres ser «influencer al estilo de María?
Escribe tu comentario.


1 de abril de 2021

Up! ¡aquí estoy! · Abril 2021 · «¡Soy único!»


Cada uno somos únicos e irrepetibles. Cuando Dios nos creó se rompió el molde. Puso en nosotros dones, cualidades, capacidades. Quiere que estemos contentos con nosotros mismos, que admiremos la creación, su creación, viendo a cada persona, compartiendo entre nosotros todo eso bueno que vemos en el otro, en mis amigos, en mi familia, en la vecina de al lado, en el que no conozco, pero que me regala una sonrisa, un gesto de ayuda, una mirada...


¿Soy capaz de ver en mí todo lo bueno que Dios me ha dado?

No te pierdas el siguiente vídeo...





  • ¿Cómo voy dirigiendo mis pasos?
  • ¿Cuál es el mejor camino para mí?
  • ¿Cómo puedo romper la rutina de mis pasos?
  • ¿Quiero saber realmente quién soy?
  • ¿Necesito empezar a caminar de nuevo? ¿Cómo puedo hacerlo?


115. [...] «Para Él realmente eres valioso, no eres insignificante, le importas, porque eres obra de sus manos. Por eso te presta atención y te recuerda con cariño. Tienes que confiar en el recuerdo de Dios: su memoria no es un “disco duro” que registra y almacena todos nuestros datos; su memoria es un corazón tierno de compasión». [...]

129. [...] «Si te dejas amar y salvar por Él; si entras en amistad con Él y empiezas a conversar con Cristo vivo sobre las cosas concretas de tu vida, esa será la experiencia fundamental que sostendrá tu vida cristiana. [...] Porque no se comienza a ser cristiano por una decisión ética o una gran idea, sino por el encuentro con un acontecimiento, con una persona, que da un nuevo horizonte a la vida y, con ello, una orientación decisiva».




Dios Padre Bueno, guíame, acompáñame en mi caminar, hacia la felicidad plena Contigo. No dejes Señor que me detenga en el camino emprendido. Enséñame a seguir esperando aunque no vea resultados; a seguir trabajando con paciencia a pesar de los fracasos. 
 
En el camino de la conversión he de ir desprendiéndome de todo lo que me pesa y me hace fatigoso el caminar. Pero creo, Señor, que Tú conoces mis anhelos y no dejarás mi vida infecunda. Amén.



Y tú, ¿eres capaz de ver en ti todo lo bueno que Dios de ha dado?
Escribe tu comentario.


19 de marzo de 2021

Up! ¡aquí estoy! · En camino con San José


Puedes descargar desde aquí el pdf con la oración a San José o rezarla desde el blog.
 


Oración a San José

San José, tú que a pesar de tus inseguridades personales supiste aceptar dócilmente el Plan de Dios, tan pronto como supiste de él, ayúdame a tener esa misma actitud para responder siempre y en todo lugar a lo que el Señor me pida.

Se le apareció en sueños un ángel del Señor que le dijo: «José, hijo de David, no temas acoger a María, tu mujer, porque la criatura que hay en ella viene del Espíritu Santo. Dará a luz un hijo y tú le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados». [...] Cuando José se despertó, hizo lo que le había mandado el ángel del Señor y acogió a su mujer.

Mt 1, 20b-21. 24


Oramos con las virtudes de SAN JOSÉ

A cada letanía respondemos: ruega por nosotros

Tú que, en el Silencio, acogiste la Palabra del Señor, ruega por nosotros.
Tú, que dijiste Aquí estoy al sueño de Dios, ruega por nosotros.
Tú que, Negándote a ti mismo, hallaste en Jesús tu mayor tesoro, ruega por nosotros.
Tú que, como hombre Justo, viviste buscando el Bien y la Verdad, ruega por nosotros.
Tú que, en la Obediencia, experimentaste la fuerza en la debilidad, ruega por nosotros.
Tú, que en tu Sencillez, formaste una familia desde el Amor y el sacrificio, 
ruega por nosotros.
Tú, que Entregaste tu vida al cuidado de Jesús y María, ruega por nosotros.

 

Pisa fuerte y deja huella




Ahora, te invito a un momento de silencio,
a que reces la oración de San José.

Oración

Salve, custodio del Redentor
y esposo de la Virgen María.

A ti Dios confió a su Hijo,
en ti María deposito su confianza,
contigo Cristo se forjó como hombre.

Oh, bienaventurado José,
muéstrate padre también a nosotros
y guíanos en el camino de la vida.

Concédenos gracia, misericordia y valentía,
y defiéndenos de todo mal.

Amén

(PATRIS CORDE)




Puedes descargar desde aquí el pdf con la oración a San José o rezarla desde el blog. 

Imagen en el móvil: San José, de Raúl Berzosa